jueves, 1 de marzo de 2018

La militarización del Congreso cuando participa Macri.


La ineludible apertura de sesiones del Congreso expone a Macri a una de sus peores pesadillas. Los discursos públicos siguen siendo, aún después de dos años de ocupar el cargo de presidente, una magnífica tortura para el ingeniero off shore. Sobreactuaciones, lecturas erróneas, modulación dudosa, mentiras flagrantes, bloopres y ridículos inolvidables se coleccionan en cada intervención y esta no fue una honrosa excepción. No obstante, para montar semejante escena en el Congreso, el Estado incluso debe erogar una buena cantidad de dinero en seguridad para militarizar al extremo la zona de influencia donde participa Macri, quien, al cabo, no pudo evitar los gritos de la gente: MMLPQTP.











No hay comentarios.:

Publicar un comentario