jueves, 4 de enero de 2018

El campo deja de tributar 20 mil millones de pesos en 2018 por la baja en las retenciones PRO.


La baja en las retenciones para la exportación de soja y aceite comenzó a regir desde el primer día de 2018 y llevará al sector agropecuario a ahorrarse 20 mil millones de pesos que debían tributar a lo largo del año. El costo fiscal para el Estado será de $40 mil millones mientras que el ajuste en el pago de jubilaciones, pensiones y AUH llevó a un achique de $56 mil millones.

El Gobierno nacional arrancó el año con un nuevo gesto al campo y esta vez se puso en marcha una nueva baja en las retenciones a la soja. Las exportaciones pasarán a pagar 6% menos a finales de año, con una baja mensual del 0,5% en búsqueda de "revertir la caída en las ventas al exterior del complejo sojero", tal como establecen los decretos 1343/16 y 1025/17

La retención que tenía un porcentual entre el 27 y el 30% en el mes de diciembre (2017) llegará a estar entre el 15 y el 18% al cierre del próximo año (2018). El costo fiscal de la medida está en torno a los $ 20.000 millones para el primer año, de los cuales unos $ 6.000 millones dejarán de recibir las provincias, a través del Fondo Federal Solidario, que distribuye el 30% de las retenciones a la soja

Desde la oposición cuestionaron la baja en las retenciones a la soja, que tendrá un costo fiscal anual en torno a los $ 40.000 millones, a partir de 2019; mientras la nueva ley jubilatoria reduce los pagos a jubilados, pensionados y beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo, para tener un ahorro fiscal cercano a los $ 56.000 millones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario