miércoles, 4 de mayo de 2016

Macrilandia: Inflación y consumo en 2016.


Los cien días del ingeniero bailarín en la presidencia fueron un vertiginoso preludio. Macrilandia ya es hoy, a punto de cumplir cinco meses en el Gobierno, la coalición que administra Argentina arroja números asombrosos y no menos trágicos.

SHOCK DE PRECIOS (por devaluación, quita de retenciones, tarifazos de servicios, suba de combustibles, etc) y no SHOCK DE SALARIOS, da BAJA DEL CONSUMO.

La BAJA DEL CONSUMO, acompañada por la DISMINUCIÓN DEL GASTO PÚBLICO y la APERTURA DE IMPORTACIONES, no puede más que generar un AUMENTO DEL DESEMPLEO.

El primer gráfico es la serie de inflación mensual del estudio Bein. Para encontrar un valor similar en inflación al 7,2% de abril hay que remontarse a 2002. Y si se mantiene esa tendencia, puede superar el nivel anual de inflación de 2002 (41%), siendo el siguiente pico el de 1991 (con aproximadamente un 84%).


El segundo gráfico muestra el nivel de ventas de cantidades en comercios minoristas (fuente CAME).

Puede verse que los shocks de inflación lastiman el consumo. No así una inflación estable y moderada (como la que venía sucediéndose en 2015).

No hay comentarios:

Publicar un comentario