martes, 17 de mayo de 2016

El Gobierno PRO aumentó 650% los topes que permiten evitar las licitaciones públicas.


Con la conocida argumentación de la "agilización" y el dribbling burocrático y el fin de facilitar los negocios en el Estado, el gobierno PRO encabezado por Macri promueve las contrataciones directas en desmedro de los concursos y las licitaciones públicas para contrataciones estatales, mecanismos de transparencia y control.

El decreto 690/16 publicado en el Boletín Oficial se ordenó aumentar de $800.000 a $6.500.000 el piso a partir del cual los funcionarios públicos están obligados a realizar una licitación pública.

Los nuevos topes son:

- $75.000 para realizar contrataciones por trámite simplificado.

- $1.300.000 para contrataciones directas según lo contemplado por el apartado 1 del inciso d) del artículo 25 del Decreto Delegado Nº 1.023/2001. Antes el límite era de 200.000 pesos. Implica un aumento del 550%.

- $6.000.000 para licitaciones privadas o concursos privados. Antes el límite era de 800.000 pesos. Implica un aumento de 650%.

- Más de $6.000.000 para licitaciones públicas o concursos públicos. Antes el límite era de 800.000 pesos. Implica un aumento de 650 %

Es decir que para montos menores de 6000 millones de pesos los funcionarios podrán utilizar los recursos públicos como deseen.

La medida –que lleva las firmas del presidente Mauricio Macri; su jefe de Gabinete, Marcos Peña, y los ministros de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, y de Modernización, Andrés Ibarra- establece además los montos máximos para los contratos que los funcionarios podrán firmar según sus categorías.

El escalafón será el siguiente:

Los acuerdos por más de $10.000.000 deberán ser autorizados por el jefe de Gabinete en persona o las máximas autoridades de los organismos descentralizados; Cuando la cifra no supere los $10.000.000, podrán ser firmados por ministros, funcionarios con su mismo rango y el secretario general de la Presidencia; Secretarios de la jefatura de Gabinete, secretarios de la Presidencia de la Nación, secretarios ministeriales o funcionarios de nivel equivalente podrán subscribir contratos por hasta 5.000.000 pesos; Los subsecretarios de cada área o funcionarios de nivel equivalente, hasta 1.500.000 pesos; Los directores nacionales, directores generales o funcionarios de nivel equivalente, hasta 300.000 pesos; Otros funcionarios en los que se delegue la facultad de firmar contrataciones, hasta 100.000 pesos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario