miércoles, 13 de enero de 2016

Argentina incrementó 143% sus ventas de trigo a Brasil durante 2015.


En el último año del cepo exportador, el trigo local volvió a la participación histórica dentro de las compras brasileñas. En harinas, las ventas argentinas fueron 90% del total.

La Argentina logró exportar a Brasil algo más de 3,8 millones de toneladas de trigo durante 2015, lo que implica un alza de 143% interanual. Los datos se desprenden de las estadísticas oficiales de la Comisión de Abastecimiento de Brasil (Conab), en su informe de cierre de 2015, en el que se informó que las importaciones de trigo sumaron 5,17 millones de toneladas durante el año pasado, contra las algo más de 5,78 millones de toneladas que había comprado en el exterior un año antes.

Esa merma en las compras externas del cereal están relacionadas con la crisis que atraviesa el principal socio del Mercosur y también a que su propia campaña triguera fue el año pasado mejor a las anteriores, aunque sigue sin alcanzar para abastecer su gran mercado interno.

Así, la Argentina se reposicionó como el principal proveedor del cereal para el gigante sudamericano, al explicar el 74% de las importaciones del cereal que realizó Brasil en los últimos doce meses. El dato cobra mayor relevancia luego de que el gobierno de Mauricio Macri determinara el fin de las retenciones a las exportaciones del grano, así como el fin de las trabas comerciales, que estaban vigentes desde 2008 y regularon el mercado triguero local.

Queda demostrado, una vez más, que la regulación del mercado agroexportador por parte del gobierno de Cristina Fernandez de Kirchner, surtió su efecto permitiendo que los exportadores argentinos siguieran ganando mientras se balanceaban los precios hacia el mercado interno.

El recorte exportador argentino llegó a las autoridades brasileñas a recurrir a otros países, incluso a levantar de manera temporal el Arancel Externo Común (AEC) sobre la importación de trigo extra-Mercosur. Así, según datos de la Conab, en 2013, cuando compró 7,2 millones de toneladas, el 48% del cereal importado por Brasil provino de Estados Unidos, 35% fue desde la Argentina; 7% de Paraguay; 6% de Uruguay y 5% de Canadá, también sin aranceles.

En 2015, en tanto, el 74% del trigo importado por Brasil provino de la Argentina; 11% de Paraguay; 9% de Estados Unidos y 6% de Uruguay. El precio FOB promedio pagado fue de u$s 244 la tonelada argentina; u$s 224 la uruguaya y u$s 233 la norteamericana, indicó la corredora Zeni sobre la base del reporte de la Conab.

Además, Brasil subió en 24% sus importaciones de harina de trigo en 2015. La Argentina explicó el 89,4% de esas compras, con 273.595 toneladas de harina de trigo a un FOB promedio de u$s 312 la tonelada. Así, la Argentina incrementó 38,7% interanual sus colocaciones de harina de trigo en el principal socio regional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario